7 cajas en la cartelera del ciclo Cine Nacional

 Este lunes 18 de junio a partir de las 09:00 hs. en el Auditorio Ruy Díaz de Guzmán del Centro Cultural de la Ciudad Carlos Colombino/ Manzana de la Rivera,continuando con la programación del Ciclo de Cine Nacional con la proyección de la película 7 Cajas (2012), bajo la dirección de Juan Carlos Maneglia y Tana Schémbori .

Protagonizada por Celso Franco y Lali González, el largometraje paraguayo fue premiado internacionalmente, llegando a estar nominado como Mejor Película Iberoamericana en los Premios Goya del 2013.

El ciclo gratuito de Cine Nacional está dirigido a instituciones educativas de la capital y para esta apertura están invitados los alumnos del Colegio Villa Morra School.

Organizado por el Departamento de Extensión Cultural y Proyectos Especiales con el apoyo del Dpto. Audiovisual del Centro Cultural de la Ciudad Carlos Colombino – Manzana de la Rivera, dependientes de la Dirección General de Cultura y Turismo de la Municipalidad de Asunción.

Sinopsis

La película transcurre en el mes de abril del año 2005. Víctor, un carretillero de 17 años que trabaja en el famoso Mercado 4 de la ciudad de Asunción, se distrae imaginando ser famoso y admirado en la televisión de un puesto de ventas de DVD piratas en pleno Mercado 4 , lo que causa la pérdida de un cliente a manos de otro carretillero que se le adelantó. El mundo del mercado es hostil, competitivo y hay miles como él esperando llevar las compras de los clientes a cambio de una pequeña remuneración.

Víctor entiende que necesita moverse para conseguir algo de dinero ese día. Entonces recibe una propuesta algo inusual, transportar siete cajas cuyo contenido desconoce, a cambio de la mitad de un billete rasgado de 100 dólares. La otra mitad del dinero se le entregaría cuando éste termine su trabajo. Con un teléfono celular en préstamo, que utiliza el contratista para ir marcando por cual calle trasladarse, Víctor emprende el viaje. Cruzar las 8 manzanas que cubre el mercado parecía fácil pero las cosas se le van complicando: Le roban una caja, pierde el teléfono celular y la policía rodea el mercado buscando algo que él ignora por completo.

A esto se suma un grupo de carretilleros dispuestos a escoltar las cajas por una suma ínfima de las ganancias. Sin saber, Víctor y sus perseguidores se van involucrando en un crimen del que no saben nada: la causa, la víctima y el victimario y victimaria. Se hace de noche y Víctor entiende que ahora es cómplice de algo muy delicado y peligroso. La necesidad entonces le obliga a correr, a gritar, o simplemente a callar, y a querer saber lo que hay dentro de las cajas.